Quantcast

jueves, 17 de septiembre de 2015

¡Burdo Auto Robo!

NOTICIAS EN LA CABECERA 1227

¡Burdo

Auto

Robo!

●   El hurto de las 5 computadoras, fue a las 12 del día, duró por lo menos una hora, y pasó ante por lo menos 20 testigos, 10 policías municipales y 7 cámaras de seguridad, en el Departamento de la Oficialía Mayor, en el interior de las instalaciones de la Unidad Administrativa Municipal (UAM), ubicada en la lateral de la Avenida Salvador Nava Martínez, y la Calzada de Guadalupe.

●   Al ser interrogados sobre el contenido de la información guardada en los discos duros de las computadoras, los empleados le dijeron a los policías, que había una investigación en proceso, solicitada por el Comité Ciudadano de Transparencia, y de la Comisión Estatal de Garantías, sobre presuntos delitos fiscales y administrativos, del actual gobierno municipal.

SAN LUIS POTOSÍ, MÉXICO. JUEVES 17 DE SEPTIEMBRE DEL AÑO 2015 ● El alcalde de la Ciudad Capital, Mario García Valdez, y su tesorero, José Bolaños Guangorena, fueron implicado en el burdo auto robo de 5 computadoras.

El hurto de las 5 computadoras, fue a las 12 del día, duró por lo menos una hora, y pasó ante por lo menos 20 testigos, 10 policías municipales y 7 cámaras de seguridad, en el Departamento de la Oficialía Mayor, en el interior de las instalaciones de la Unidad Administrativa Municipal (UAM), ubicada en la lateral de la Avenida Salvador Nava Martínez, y la Calzada de Guadalupe.

Trabajadores del Departamento de la Oficialía Mayor, de donde fueron sustraidos los equipos, al ser interrogados por agentes de la Policía Ministerial, revelaron que hace más de una semana, se presentó un grupo de personas vestidas con uniforme de una compañía que da mantenimiento a sistemas de cómputo, y con la autorización del alcalde y del tesorero, desmantelaron 4 computadoras de escritorio y se llevaron también 1 Laptop.

El procedimiento les llevó por lo menos una hora. Como se trataba de un trabajo de mantenimiento autorizado por la Presidencia y la Tesorería, ni la policía municipal, ni los encargados de la seguridad interior, que controlan las cámaras digitales de seguridad, hicieron nada por impedirlo.

Notificados del protocolo de trabajo, los empleados facilitaron la operación para desmontar los equipos, y que el grupo de técnicos de una empresa externa, se los llevara.

Al ser interrogados sobre el contenido de la información guardada en los discos duros de las computadoras, los empleados le dijeron a los policías, que había una investigación en proceso, solicitada por el Comité Ciudadano de Transparencia, y de la Comisión Estatal de Garantías, sobre presuntos delitos fiscales y administrativos, del actual gobierno municipal.

“Era información estratégica, relacionada con posibles crímenes financieros”, le revelaron los testigos a la Policía Ministerial.

Había información sobre nóminas falsas, contratos de personas que jamás trabajaron en el Ayuntamiento, pagos a familiares del alcalde, del tesorero, había una investigación por evasión fiscal, sobre la retención de impuestos no declarados.

La fuga del Chapo Guzmán y el auto robo de las 5 computadoras del Ayuntamiento de San Luis Potosí, tienen un rasgo común: las autoridades se dieron cuentas 3 horas después.