Quantcast

sábado, 4 de abril de 2015

LA NIÑEZ, ES LO MÁS VALIOSO DE UN ESTADO: SONIA MENDOZA

NOTICIA EN LA CABECERA 936LA NIÑEZ, ES LO MÁS VALIOSO DE UN ESTADO: SONIA MENDOZA

SAN LUIS POTOSÍ, MÉXICO ● La protección de los derechos de los niños y adolescentes es fundamental para interrumpir la pobreza tanto en San Luis Potosí como en todo México, la educación, formal como informal, es clave para el desarrollo, además se deben implementar programas que sean eficaces para brindar las herramientas para conseguir el bienestar de la niñez, que es lo más valioso que se tiene y es el futuro del estado.

Así lo consideró la candidata a la gubernatura por el Partido Acción Nacional (PAN), Sonia Mendoza Díaz que recalcó que dentro de su propuesta de gobierno existe la firme convicción de proteger los derechos humanos de los menores, además que se exhortará a la administración pública y la sociedad en general a respetarlos y garantizarlos.

Señaló que se debe dar atención a este sector de la población para tratar de evitar problemas como la violencia intrafamiliar dirigida a menores, el bullying escolar, la explotación laboral de menores, entre otros.

Afirmó que los niños y adolescentes son los futuros ciudadanos que propiciarán y velarán por el desarrollo y bienestar de San Luis Potosí, “por eso, es nuestro deber brindarles la mayor protección para garantizarles una vida digna, libre de violencia y una infancia que les permita su desarrollo pleno y equilibrado, con programas gubernamentales que brinden todas las herramientas necesarias”.

Aseveró que dentro de la Ley de Protección a los Derechos de los Niños se encuentran: el derecho a la vida, a la identidad, a la no discriminación, a la salud, a la debida inclusión en los casos de menores con discapacidades, a la educación, a la libre expresión, a la intimidad y al debido proceso jurisdiccional, y todas al llegar al Gobierno del Estado se tendrán que hacer valer.

Consideró que sin duda, las acciones en favor de los niños siempre son bien recibidas por los padres de familia, porque el mayor deseo de toda madre y padre es ver crecer a sus hijos con salud, educación y libres de violencia y de aquello que pueda dañar su autoestima y marcar su futuro.