domingo, 29 de agosto de 2010

¿SABE USTED QUIÉN ES JESÚS CONDE MEJÍA?

Imagen Portal del Mundo de San Luis Potosi ¿SABE USTED QUIÉN ES JESÚS CONDE MEJÍA?

Jesus Conde Mejia 

Parte 1. Escribe David Rangel Tapia.

SAN LUIS POTOSÍ. MÉXICO. DOMINGO, 29 DE AGOSTO DEL AÑO 2010.- Desde hace muchos años he intentado escribir un libro titulado “PERIODISMO Y POLÍTICA EN EL ESTADO DE SAN LUIS POTOSÍ”. Tengo apuntes en orden cronológico. El tema está relacionado con los gobernadores. Los funcionarios de su gabinete. Las acusaciones de sus escándalos financieros. Las denuncias ciudadanas y de las organizaciones sociales sobre sus actos de corrupción moral. SERÁ LA HISTORIA DE LOS GOBIERNO FALLIDOS: promesas incumplidas, fracasos, fraudes electorales, demagogia, populismo, enriquecimientos desaforados, mentiras. Sus asesinatos políticos. Sus amores. Sus abusos de autoridad. SERÁ EL RELATO NEGRO DEL PODER PÚBLICO. No será un libro de ADULACIÓN. Por el contrario, debe ser ácido e implacable. Cruel. Desnudo. LA VIDA PÚBLICA DE LOS GOBERNADORES DEL ESTADO DE SAN LUIS POTOSÍ, JAMÁS HA SIDO ¡UNA NOVELA ROSA! En el inevitable juego del poder entre la prensa y los funcionarios ¡TAMPOCO HAY Y NO INOCENTES! No está nada mal incluir en mi libro los relatos, anécdotas o denuncias de los ciudadanos y organizaciones civiles de esa época. Un libro adulador no es interesante para la sociedad civil. Tampoco lo es para las generaciones del porvenir. Mucho menos para la historia. Por supuesto, Filiberto Juárez Córdova, Jorge Canseco, Eduardo Alvarado, El Pingo, Wilbert Patrón Uc, Gregorio Marín, María Luisa Olivo, Miguel Mora o Tomasito Kemp, con justa razón podrán decir ¡CHÉ, CALLATE VOS, QUE TÚ TAMBIÉN TENÉIS TU HISTORIA! Por supuesto que sí, como autor y COMO cronista del Estado Fallido, debo incluir mis evocaciones profesionales o mejor, como lo escribió Gabriel García Márquez, “LA VIDA (Y LA POLÍTICA) ES COMO UNO LA RECUERDA PARA CONTARLA”.

BITÁCORA DEL ARCHIVO POLÍTICO: LUNES, 30 DE AGOSTO DEL AÑO 2010.

luisgarciajulian

A reserva de profundizar en su biografía, hoy me ocuparé a modo de introducción, del contador público Jesús Conde Mejía. La primera vez que tuvimos un contacto profesional, fue en el año de 1994. El era entonces tesorero del H. Ayuntamiento de San Luis Potosí. El Presidente Municipal en esa época era del contador público Don Luis García Julián. Si me memoria no me tradición en este instante, Don Luis García Julián fue el primer Presidente del Consejo Estatal Electoral, integrado en su totalidad por personalidades de la sociedad civil.

El nombramiento de tesorero del H. Ayuntamiento de San Luis Potosí, es una facultad del Presidente Municipal. No es un cargo de elección popular. La historia nos enseña que nadie llega sólo a ocupar espacios en el poder. Arriba en grupo. Designa a sus amigos de confianza como funcionarios del primer nivel. Así que me queda perfectamente claro que Jesús Conde Mejía es nombrado como tesorero del H. Ayuntamiento de la Capital, por su jefe y amigo Don Luis García Julián.

Antes, en el año de 1992, siendo Presidente Municipal de San Luis Potosí, el ingeniero Mario Leal Campos, mandó acuñar monedas conmemorativas de los 400 años de LA FUNDACIÓN DE LA CIUDAD, acontecimiento que la historia registra en el año de  1592.

  1. Jesús Conde Mejía RECIBE EL TESORO DE LA CIUDAD (O DE MARIO LEAL CAMPOS). Es un lote de 10,000 monedas de plata y 1,000 de oro.

De pronto las vende.

En esa época yo era reportero del periódico EL HERALDO DE SAN LUIS POTOSÍ. CUBRÍA LA FUENTE DEL H. AYUNTAMIENTO DE LA CAPITAL.

Así que siguiendo un viejo consejo de la escuela norteamericana de periodismo “SEGUÍ AL DINERO”.

conde01 Al investigar los pormenores de la venta del TESORO DEL AYUNTAMIENTO (O LA HERENCIA DE MARIO LEAL CAMPOS), lo primero que busqué fue EL ACUERDO DEL CABILDO PARA LA DESINCORPORACIÓN DE LOS BIENES Y EL PATRIMONIO DE LA CIUDAD.

No hubo.

Cuando entrevisté por primera vez a Jesús Conde Mejía sobre la venta del TESORO DE LA CIUDAD, dijo que los había vendido “para pagar la nómina de los trabajadores del ayuntamiento”.

No fue así.

Después declaró que “hubo una subasta entre los bancos para comprar el lote de monedas conmemorativas”.

Investigué en BANAMEX y en BANCOMER como dijo.

No hubo subasta.

Enseguida declaró en conferencia de prensa que había un acta de Cabildo que relataba la subasta en la que habían participado ambos bancos.

No estaba.

Regidores del Partido Acción Nacional denunciaron en esa época que “Conde le vendió el lote de monedas a un amigo joyero de la Ciudad de Guadalajara, Jalisco”.

Las acusaciones y denuncias del escándalo de la comercialización y del monto no muy claro, de la venta del TESORO DEL AYUNTAMIENTO (O LA HERENCIA DE MARIO LEAL CAMPOS), JAMÁS FUE ACLARADO Y SE QUEDÓ, COMO TANTAS ACUSACIONES, ESCÁNDALOS Y TEMAS, rodando, yendo y viniendo, en las páginas de los periódicos, de la radio y de la televisión de esa época.

  1. Jesús Conde Mejía privatizó el servicio de las grúas y de los corralones de tránsito. Los dueños de las empresas que querían participar, tenían que pagar una cuota “por cada servicio de arrastre y de pensión”.

Fue una bella época para el inolvidable Jesús Conde Mejía.

Los propietarios de automóviles comenzaron a denunciar la corrupción, el abuso, la prepotencia, la estafa y los altísimos cobros de las pensiones y de los servicios de arrastre.

Las pequeñas empresas como GRÚAS REYNA se habían quedado afuera. Hasta que le entraron con la misma cuota.

conde02 Si los empresarios y los funcionarios del gobierno hacen negocio y ganan, con el tan socorrido pretexto de “la ordenación vial de la zona urbana”. O el maravilloso argumento del presidente americano destituido por el escándalo del espionaje en Watergate, Richard Nixon, de que “nadie está por encima de la ley”. Y al aplicar la ley y el reglamento de tránsito, en una ciudad donde los propietarios de los vehículos se destacan por su irreverencia, la privatización del servicio de grúas y de pensiones, abonó en tierra fértil para Jesús Conde Mejía.

La escandalosa historia terminó igual: se dispersó por los periódicos, por la televisión y en la radio de la época, hasta que se fue Luis García Julián y Jesús Conde Mejía.

  1. Jesús Conde Mejía creó una Policía Especial Antialcoholes.

El desprecio por la ley es un problema de actitud social que no se aplaude. A la Anarquía histórica de una comunidad que ha luchado contra la opresión, los déspotas y los cacicazgos, y que tiene la suficiente madurez para identificar a los abusadores, a los parásitos, a los depredadores financieros, se suma la corrupción moral de los inspectores del Ayuntamiento de la Capital.

La “mordida”, “el agradecimiento”, “el dejar para el café”, “o coopere para que baile el chango”, son expresiones verbales en “caló”, es decir, en un lenguaje coloquial, del pueblo, para significar que “si pasamos por alto este trámite burocrático, le estaré muy agradecido”. Leyes y reglamentos se subasta en la calle en los llamados “embutes de banqueta”.

La corrupción moral y financiera del poder público no es nueva.

No se fue con Horacio Sánchez Unzueta, ni llegó con Marcelo de los Santos Fraga.

Ya estaba y se quedó.

¿Quién acabará con ella?

¿Y en qué año?

conde03 Pasó lo mismo con la famosísima oficina Antialcoholes que puso en operación Jesús Conde Mejía. En realidad, como el H. ayuntamiento de San Luis Potosí, en esa época sólo tenía facultades para otorgar permisos, supervisar y controlar las bebidas embriagantes con menos de 5 grados de alcohol, hubo excesos. El Director de la oficina, Jesús Medina Canchola, sólo fue la fachada.

Abusos. Multas. Recargos. Romería para ver a Conde y lograr descuentos.

Todos cayeron bajo el poder del administrador: cervecerías, taquerías con venta de cerveza, burdeles, cabarets, casas de masajes, tugurios, expendios de micheladas.

Al parecer fueron Los Años Maravillosos de Jesús Conde Mejía.

  1. Se retuvieron 15 millones de pesos del ISR de los trabajadores del H. Ayuntamiento de la Capital.

Una controversia que debo investigar más a fondo, fue el hecho de que el H. Ayuntamiento de San Luis Potosí, retuvo el Impuesto Sobre la Renta (ISR) a los trabajadores del Municipio de la Capital, que no fueron entregados a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

En este tema no quiero ser impreciso. Voy confirmar bien que pasó, ya que al parecer Don Luis García Julián fue multado con una cantidad no mayor a 22,000 mil pesos, por una omisión fiscal que no cometió.

La cifra del posible fraude fiscal topó al parecer en los 15, 000,000 millones de pesos. Esta información y la cifra la dejamos abierta, sin apuntar a nadie, mientras recibo la Hemeroteca de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, y consulto con fuentes del H. Congreso del Estado y de la Auditoría Superior.

Estos son algunos de los negocios “que se saben”.

¿Pero cuántos NO le conoces o le conocemos?

Ahora quiere renegociar la deuda de 1 mil 500 millones de pesos que dice que le dejó Marcelo de los Santos Fraga. ¿Usted realmente cree que en este momento u en otro, los bancos te regalen dinero? Ni son hermanas de la caridad, ni practican la filantropía. Mucho menos con el Gobierno del Estado. ¿Usted le cree a Jesús Conde Mejía?

Les agradezco a mis amigos periodistas y a los distinguidos potosinos, su apoyo en el acopio de más información sobre este y muchos temas relacionados con el desempeño de Jesús Conde Mejía en la administración pública, antes y después de este período como tesorero del H. ayuntamiento de San Luis Potosí.

Esta historia continuará…

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada